TU COMPROMISO MEJORA EL MUNDO

Vivir de forma comprometida es una forma de ser y estar en el mundo. Vivir el compromiso en clave evangélica nos lleva a tener como referente a Jesús de Nazaret y a poner en el centro de nuestra vida la misma causa que movió a Jesús a dar su vida hasta la cruz: el amor por todos los seres humanos, el amor por los más pobres y frágiles de todo tiempo y lugar.
 
Es cierto que vivimos tiempos convulsos donde las cualidades humanas y los valores que conforman nuestra integridad y dignidad de seres humanos están en riesgo, pero probablemente no más que hace dos mil años cuando el modelo político, social, estructural y cultural dominante ponía a la persona en el último lugar de su interés. La sed de poder y riqueza cegaba de la misma forma a Faraón en Egipto, al César en Roma y a los actuales gobernantes de nuestro mundo en estos inicios del siglo XXI.
 
A lo largo de la Historia ha habido hombres y mujeres que han tomado conciencia de la realidad de su tiempo y han buscado caminos distintos que les ha llevado a vivir a contracorriente del sentir mayoritario. Las grandes corrientes de “mayorías” han derivado en la justificación del “todo vale”, “todo el mundo hace lo mismo” o “es legítima cualquier cosa a cualquier precio”, porque está avalado y aceptado por esa mayoría poderosa que ha sido víctima ciega del sistema al que pertenecía.
 
Este modelo de pensamiento y conducta hace que se diluyan, también en todo tiempo, los valores de justicia, equidad, libertad, bien común, solidaridad, paz, dignidad, humanidad, perdón, hasta el punto de desdibujarlos en esa corriente dominante del tener y poseer, convirtiéndolos en valores de sociedades anteriores donde las reglas del juego son otras más antiguas que parece deben sustituirse.
 
Hoy, como en otros tiempos, vivir comprometido con estos valores es ir a la contra del movimiento que impera. Hoy, vivir la vida desde la opción preferente por amar a los más pobres y vulnerables de nuestra sociedad, la opción por elegir la sencillez de la austeridad frente al brillo de la riqueza que deslumbra y nos hace mover el deseo hacia el tener más para tener un lugar mejor en el banquete de la vida, no es lo habitual ni lo apetecible.
 
Hoy, como en épocas anteriores, siguen existiendo hombres y mujeres que buscan algo diferente y poco común. Buscan dar la vida y amar asumiendo las cruces cotidianas muchas veces invisibles y anónimas, propias o ajenas; deciden cargar sobre sus hombros las cruces de las personas que son descartadas, olvidadas y situadas al margen de nuestras corrientes de moda, porque eligen mirar, escuchar y arriesgar sus vidas por un bien mayor, el de la humanidad y el de toda la creación.
 
Materiales de campaña.
 
La campaña se presenta con diversos materiales y subsidios didácticos que pueden guiarnos, ayudarnos, inspirarnos actividades de campaña.
 
Los materiales sirven a nuestra creatividad, pero no la anulan. El trabajo de la campaña constituye, necesariamente, un ámbito de creatividad para cada uno de sus agentes. Creatividad es decir: de acercarlo y manejarlo en nuestras realidad y desde nuestras posibilidades, de ponerlas en juego con sencillez y hondura, esto es: cargándolas de sentido.
 
 

Fundamentación.

Cuadernillo didáctico para adultos.

Cuadernillo didáctico para jóvenes.

Cuadernillo didáctico para niñ@s.

Vídeos de la campaña.

Logo de la campaña.