Jueves, 07 Febrero 2019 11:09

Jornada Mundial de Oración para mostrarse “Juntos contra la Trata”

El día 8 de febrero se celebra la Jornada Mundial de Oración y Reflexión contra la Trata de Personas, con el lema “Juntos contra la trata”. El papa Francisco, que convoca esta Jornada desde el año 2015, eligió esa fecha por ser el día en el que se recuerda la memoria litúrgica de Santa Josefina Bakhita, la religiosa sudanesa que padeció durante su vida los sufrimientos de la esclavitud. En Sevilla, la vigilia de oración se celebrará en la Capilla de la Religiosas Adoratrices a las 19.00 horas.
 
 
La Jornada de Oración y Reflexión 2019 pretende impulsar la implicación de toda la sociedad en la lucha contra el tráfico de personas. Esta Jornada está promovida por el Comité para la Jornada Mundial de Oración y Reflexión contra la Trata, coordinado por “Talitha Kum”, la Red Internacional de la Vida Consagrada Contra la Trata de Personas.
 
 
Actividades en numerosas diócesis de España
 
En España, Cáritas y la Conferencia Episcopal Española (CEE) se unen a esta jornada a través del Grupo Intereclesial contra la Trata. Desde 2015 la red Talitha Kum, encargada de motivar desde Roma esta Jornada, y el Grupo Intereclesial contra la Trata han organizado en torno a esta fecha vigilias de oración y diferentes actividades en numerosas diócesis de toda España. Particularmente en este año se ha querido que el 8 de febrero tuviese especial relevancia en toda España.
 
En Sevilla, el acto se realizará el viernes 8 de febrero, a las 19.00 horas en la Capilla de las Religiosas Adoratrices (Avda. La Palmera 13) y estará organizado por la Delegación Diocesana de Migraciones sevillana.  
 
No podemos acostumbrarnos
 
El obispo de Vitoria y responsable de este departamento de la CEE, monseñor Juan Carlos Elizalde Espinal, afirma que “no podemos acostumbrarnos a este crimen abominable de lesa majestad. Ésta es una ocasión privilegiada para seguir luchando contra esta realidad”.
 
En su mensaje con motivo de esta jornada, recuerda las palabras del papa Francisco el año pasado a los participantes en esta Jornada en Roma: “Hay mucha ignorancia en el tema de la trata. Pero a veces parece que haya también poca voluntad de comprender la dimensión del problema. ¿Por qué? Porque toca de cerca nuestras conciencias, porque es escabroso, porque nos avergüenza. Hay además quien, conociéndolo, no quiere hablar de ello porque se encuentra al final de la «cadena de consumo», como usuario de los «servicios» que son ofrecidos en la calle o en internet. Está, finalmente, quien no quiere que se hable, por estar implicado directamente en las organizaciones criminales que de la trata obtienen buenos beneficios”. 
 
“Es necesario actuar aquí y ahora”, subraya el obispo responsable y señala que el sentido general de la Jornada se recoge perfectamente en el lema de este año “Juntos contra la trata de personas”. “Prevenir las situaciones de origen –añade monseñor Elizalde– es parte de la solución”.